Menú del blog

Girls Only

La estación de esquí de Cypress, sede de varias pruebas de los Juegos Olímpicos de Vancouver 2010, acoge un innovador y muy interesante programa dirigido exclusivamente a las mujeres. La idea surgió de la Escuela de Esquí de la estación, concretamente de las monitoras de esquí y snowboard que detectaron la necesidad de crear un ambiente en el que las mujeres se encontrasen cómodas para acercarse al deporte de la nieve. Durante mucho tiempo observaron cómo algunas mujeres se sentían demasiado presionadas durante el aprendizaje cuando el monitor era masculino, pasaban vergüenza en grupos mixtos o se sentían intimidadas por la actitud ante la actividad de sus compañeros masculinos.
Todos estos componentes llevaron a las monitoras de esquí a crear diferentes sesiones "Sólo para chicas", que permitiese a muchas mujeres compartir la experiencia con otras mujeres como ellas.
Primero lanzaron "Girls Night", donde las mujeres pueden recibir lecciones de esquí en compañía de otras mujeres y con monitoras, a un precio especial. Y tras el esfuerzo siempre hay un tercer tiempo en el bar de la estación donde todas pueden comentar sus sensaciones.
Hay que entender que en Canadá, especialmente en Vancouver, la población está compuesta por un mosáico de culturas y muchas de ellas tienen un concepto muy distinto al europeo, en cuanto a la relación hombre-mujer y la actitud de la mujer ante ciertas situaciones, especialmente públicas, difiere mucho de la nuestra, lo que hace aún más comprensible iniciativas como ésta.

Para dar a conocer todos sus programas y actividades, diseñados exclusivamente para mujeres, y coincidiendo con el primer aniversario de los Juegos, organizaron un día para mujeres completamente gratis: alquiler de material, pase para los remontes y dos horas de clase. Y allí que me fui a vivir en directo la experiencia.
Había mujeres de todas las edades, condiciones y nacionalidades. Yo me fui con un grupo de estudiantes universitarias internacionales: Japón, Corea, India, Egipto, Emiratos Árabes Unidos... os podéis imaginar que algunas no habían visto nunca la nieve y todo era nuevo para ellas. Ni siquiera la monitora era local. Marlies es una profesora de esquí y snowboard, holandesa!! que pasa todo el invierno en Vancouver. Dos horas de clase y almuerzo conjunto para las 120 mujeres que asistimos a la cita. Ambiente, inmejorable. Experiencia, inolvidable.
Con esto no quiero decir que las mujeres necesiten estar sólo entre mujeres para practicar deporte, pero sí es cierto que desde siempre nos han mostrado el deporte como algo que nos era ajeno. Recibimos millones de mensajes enfocados siempre a nuestra apariencia física y los condicionantes sociales y culturales no pueden ser barridos de un plumazo, y menos aún cuando forman parte de tu día a día.
Nos llevan mucha ventaja. Para ellos es algo natural. Para nosotras también, pero nos pesan los mensajes negativos que desde siglos nos han alejado del deporte.
Si para empezar tiene que haber un "Girls Only", bienvenido sea.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada